Páginas

27 de febrero de 2013

Los cambios y el PEN Club


Los amigos solapados o abiertos del Gobierno cubano tienen razón cuando hablan y escriben de transformaciones en el trabajo represivo del régimen. Es verdad, siempre son otros los perseguidos. En cada periodo hay nuevos rostros y nuevos nombres. Ahí radican los cambios reales.

Esta semana, el Comité de Escritores en Prisión del PEN Club ha difundido un documento en el que denuncia una nueva ola de hostigamiento contra periodistas y escritores en Cuba.

La institución rechaza el encarcelamiento sin juicio, en septiembre de 2012, del periodista Calixto Ramón Martínez. Lamenta la condena a 14 años por espionaje a José Antonio Torres, corresponsal de Granma, órgano del Partido Comunista, y sentencia a cinco años por allanamiento y asalto al escritor Ángel Santisteban.

El Pen Club solicita pide la liberación inmediata de Martínez Arias. Y demanda que las autoridades den garantías de que las condenas contra Torres y Santiesteban no estén relacionadas con sus reportajes, y que hagan públicos sus juicios.

Las caras y las vidas son otras. El calabozo es el mismo. 


Raúl Rivero Castañeda

Publicado en El Mundo